Social Icons

domingo, febrero 13, 2011

Sebastian Ortega vs Claudio Villaruel


La guerra está declarada. Sebastián Ortega vs Claudio Villarruel. O viceversa. Un trasfondo entre productores y programadores, aunque ahora Villarruel se ubique en la misma vereda que Ortega.

El interesante enfrentamiento verbal, del que, en lo posible, se podrían sacar algunas conclusiones que sirvan para mejorar la estructura de trabajo en las empresas televisivas, comenzó cuando Claudio Villarruel, ya renunciado programador de Telefe y responsable con Bernarda LLorente de su propia compañía productora, ONTV, sostuvo recientemente en una nota a la revista Veintitrés que en cierto modo había salvado la continuidad de “Botineras” (producto de Underground y Endemol) al provocar el giro en su trama junto al autor Guillermo Salmerón.

Ahora, Ortega, en una nota a Tiempo Argentino, sostiene hoy que “el otro día leí una nota donde Villarruel había dicho que yo lo había llamado desesperado para que me ayude a modificar Botineras, y no hay nada más lejos de la verdad que eso. Lo que me gustaría preguntarle, y lo haré la próxima vez que lo vea, es que, si él tiene ese conocimiento para modificar una tira, por qué no lo hizo con los dos productos que sacó el año pasado. Soy de las personas que hace más de lo que dice. En este medio hay dos tipo de personas, y me siento de los que hacen”.

Una piedra y otra. Y los círculos concéntricos en el agua que marcan una polémica entre dos figuras fuertes del medio. Más allá de la mala fortuna tanto de “Secretos de amor” como de “Caín y Abel”, no se puede negar la historia de Villarruel en sus diez años en Telefe como nadie puede dejar de reconocer el talento de Ortega desde “Costumbres argentinas” a nuestros días a la hora de generar la mejor televisión.-
El diálogo deberá seguir entre ellos pero hay más. El titular de Underground sostiene que no lo dejaron hacer un piloto de “Botineras” y además responde duramente a una pregunta que alude a Villarruel.

Volvés a apostar a la comedia luego de la experiencia de Botineras, que debió transformarse mientras estaban al aire en un policial. ¿Qué aprendiste de todo eso?

–De Botineras aprendí más que de cualquier otra tira, porque cuando las cosas te salen bien de entrada es como que no podés hacer un análisis; lo vivís como un fenómeno y punto. El mayor aprendizaje es saber que no hay que repetir el mismo error y que siempre hay que ser fiel a uno mismo, porque este (Un año para recordar) era el proyecto que yo le llevé a Claudio Villarruel a finales de 2008, pero a último momento él nos dijo que no iba y que quería armar algo juntos, así que hubo que gestar un programa nuevo en 20 días. Botineras salió al aire en noviembre de 2009, ya teníamos un año de elaboración con este proyecto, teníamos algo muy analizado desde el punto de vista de personajes y ámbitos, ya estaba la planta escenográfica aprobada. Entonces el aprendizaje más grande fue siempre ser fiel a uno mismo y no dejarse guiar por un director de programación que tiene menos experiencia en ficción que uno y que no viene del palo de la ficción.

Hoy Ortega y Villarruel estan sentados, como dijimos, de la misma vereda, la de los productores. Pero Ortega sostiene que su futuro puede ser el de programar un canal.

“En mi presente, no. No es lo que tengo ganas de hacer en este momento. Es un responsabilidad muy grande. Tenés que ocuparte de programas que quizás no tienen que ver con uno, y soy de meterme muy de lleno. En este momento tengo ganas de seguir produciendo ficción y tengo ganas de seguir cerca de Telefe. Es como mi casa, me siento más cómodo apoyando la gestión de Marisa Badía y acercándole propuestas desde Underground que estando al frente de una gerencia de un canal. He tenido propuestas de gerenciar canales: la primera fue en la época en que estábamos en Ideas del Sur, pero hasta ahora siempre he dicho que no, porque no ha sido el momento y no lo he sentido. Pero no descarto que en un futuro sienta ganas de asumir ese desafío”.

0 comentarios :